Parece que durante el curso académico existe controversia sobre el tiempo que los niños y niñas dedican a hacer deberes cuando salen de la escuela.

Pero, ¿qué ocurre en verano? Niños y adolescentes tienen 2 meses no lectivos. ¿Deben realizar actividades académicas en este periodo o hay que apostar por disfrutar del tiempo libre?

El “profe Manolo” nos da una solución intermedia: “Salpicar en el agua o ver una película en familia” son algunas de las tareas que este profesor propone a sus alumnos.

¿Tú que opinas?